martes, 11 de agosto de 2015

La vida... con humor

-¿Qué tal el viaje en tren?
-Bastante mal, me tocó un asiento en contra de la marcha y me mareo...
-Vaya ¿y cómo no le pediste al de enfrente que te cambiara?
-Es que no había nadie...

No hay comentarios:

Publicar un comentario