miércoles, 22 de enero de 2020

Instrumento de tu paz

Señor, hazme instrumento de tu paz, donde haya odio ponga amor,
donde haya ofensa perdón, donde haya error ponga yo verdad.
El mundo necesita hombres, que no se guíen por dinero, bienestar y poder.
CUENTA CONMIGO, SEÑOR.

El mundo necesita hombres que pongan al hombre como centro de las personas,
de los grupos, de la sociedad.
CUENTA CONMIGO, SEÑOR.

El mundo necesita que el amor sea el motor de sus acciones,
el motor de su historia. CUENTA CONMIGO, SEÑOR.

El mundo necesita hombres que hagan fraternidad donde estén,
que se dejen de palabrería y ayuden a solucionar
los problemas concretos de los hermanos. CUENTA CONMIGO, SEÑOR.

El mundo necesita hombres que lo den todo por el evangelio:
alma, vida y corazón, y se pongan sin reservas al servicio de los demás.
CUENTA CONMIGO, SEÑOR.

El mundo necesita hombres que anuncien con su palabra y con su vida que el único salvador, que la única libertad está en Jesús de Nazaret.
CUENTA CONMIGO, SEÑOR.

Tú eres la vid

Estamos seguros, Señor, contigo.
la savia que nos recorre es fuerte y pura,
no tememos a nada, pues estamos contigo,
eres Tú quien potencia nuestra vida,
la energía que brota de nuestras entrañas,
el impulso que reaviva nuestra historia.

Si estamos agarrados a ti, Padre,
no tienen sentido tantas dudas,
no comprendo cómo tengo distracciones,
ni por qué confundo los valores,
ni cómo es posible que actúe en desamor,
si eres Tú quien me guía y quien me nutre.

Tú eres la vid, y como soy sarmiento,
a veces me desaliento y reseco,
pero Tú estás ahí, por los adentros,
renovando mi ilusión, poniéndome en misión,
haciendo junto a mí esta tarea
de construir el mundo a tu manera.

Soy un sarmiento seco, y bien los siento,
pues si estuviera más agarrado a ti,
más desde dentro, no me perdería en tonterías,
no haría daño a nadie, no estaría triste,
no buscaría en cosas llenar mi ansiedad,
sino dejaría que tu savia circulara por mí.

Tú Señor, que eres la vid, que eres el fuerte,
sujétame fuerte a tu tronco,
hazme dar fruto dulce y jugoso,
mantenme transpirable y disponible,
no dejes secar mis ramas débiles,
ni permitas que se endurezcan mis adentros,
Tú que conoces mis plagas y mis miedos.

Mª Patxi Ayerra






Tarde te amé | Vídeo

Hasta la locura :: Live session

Malabarista de la vida


Cómo reducir el uso de envases plásticos (Sostenibilidad)

Reducir el consumo de otros envases puede resultar más complicado (lo primero que es necesario es que las empresas desarrollen para sus productos envases fabricados con materiales que no dañen al medio ambiente), pero no está de más ofrecer algunos consejos para reducir el uso de envases plásticos:

  • Evitar comprar botellas si se puede transportar el líquido en termos, cantimploras o reutilizando una botella.
  • No comprar productos que vienen envueltos de manera innecesaria. Por ejemplo, los huevos en hueveras y envueltos en plástico o las frutas y verduras en bandejas de poliespán y en bolsas de plástico.
  • Optar por el producto que viene en un paquete ecológico.
  • Reutilizar, dar otro uso a los envases. Por ejemplo, guardar cosas en casa en cajas de cartón o plástico que hayas acumulado al comprar, como las cajas de zapatos.
  • Reciclar los envases. En último caso, si no encontramos ninguna utilidad más para el envase, hay que reciclarlo de forma adecuada, depositándolo en el contenedor amarillo si es de plástico, es una lata o un tetrabrick o bien, llevándolo a un punto verde o limpio si es de un plástico no reciclable a través del contenedor amarillo. 

Y un último consejo general: piensa y actúa como tu abuela. Hace unas pocas décadas, se usaban tarteras, hacían la compra en el mercado con sus carritos de la compra, usaban bolsas de tela y no consumían inútilmente.

Constancia


Canal de Youtube del Vaticano | Enlaces pastorales

domingo, 19 de enero de 2020

Ser libre


Carpe Diem

Me fui a los bosques porque quería vivir intensamente,
quería absorber toda la sabia de la vida,
desterrar todo lo que no era esencial,
para no descubrir en el momento de la muerte...
QUE NO HABÍA VIVIDO.
Aprovecha el día (Carpe Diem)
No dejes que termine sin haber crecido un poco,
sin haber sido feliz, sin haber alimentado tus sueños.
No te dejes vencer por el desaliento.
No permitas que nadie te quite el derecho de expresarte,
que es casi un deber.
No abandones tus ansias de hacer de tu vida algo extraordinario.
No dejes de creer que las palabras
y las poesías si pueden cambiar al mundo.
Porque pase lo que pase, nuestra esencia esta intacta.
Somos seres humanos llenos de pasión.
La vida es desierto y es oasis:
nos derriba, nos lastima, nos enseña,
nos convierte en protagonistas de nuestra propia historia.
Aunque el viento sopla en contra,
la poderosa obra continua,
tu puedes aportar una estrofa.
No dejes nunca de soñar,
porque solo en sueños puede ser libre el hombre.
No caigas en el peor de los errores, el silencio.
La mayoría vive en un silencio espantoso.
No te resignes. Huye.
"Emito mi alarido por los techos de este mundo", dice el poeta.
Valora la belleza de las cosas simples,
se puede hacer poesía bella sobre las pequeñas cosas.
No traiciones tus creencias.
Todos necesitamos aceptación
pero no podemos remar en contra de nosotros mismos.
Eso transforma la vida en un infierno.
Disfruta el pánico que provoca tener la vida por delante,
vívela intensamente sin mediocridades.
Piensa que en ti está el futuro y encara la tarea con orgullo y sin miedo.
Aprende de quienes pueden enseñarte.
Las experiencias de quienes nos precedieron,
de nuestros "Poetas Muertos",
te ayudan a caminar por la vida.
La sociedad de hoy somos nosotros, los "Poetas Vivos",
No permitas que la vida pase a ti sin que la vivas.

Te necesitamos, Señor

Te necesitamos, Señor:
para vivir una vida plena,
para sentir alegría interior,
para superar los vacíos,
para salir del desencanto,
para amar de verdad, sin pasar factura,
tenemos que estar muy unidos a ti.

Te necesitamos, Señor:
porque andamos preocupados,
porque no sabemos disfrutar del momento presente,
porque a veces sólo estamos en contacto con las propias necesidades,
porque el otro, a ratos, nos es indiferente,
porque tenemos egoísmo familiar,
porque no sabemos salir de nuestro ombligo y
tenemos que dejarnos purificar por ti.

Te necesitamos, Señor:
hasta que consigamos vivir más felices,
hasta que encontremos la vida en abundancia,
hasta que creemos tu reino de justicia,
hasta que compartamos las cosas fraternalmente,
hasta que consigamos que nos duela el otro,
hasta que nos limpiemos de tanto egocentrismo,
hasta que logremos que todos vivan bien,
tenemos que dejarnos invadir de tu amor.

Porque urge que inventemos tu reino, te necesitamos, Señor:
para revolucionar las relaciones y crear encuentros,
para que nos dignifiquemos unos a otros,
para que cada persona encuentre su lugar en el mundo,
para que haya de todo para todos,
para que se nos llene el corazón de fiesta,
para que logremos tratarnos como hermanos,
para que nuestra vida se llene de armonía,
para que esperemos la muerte como tu gran abrazo,
tenemos que dejarnos cambiar el corazón.

Mari Patxi Ayerra

Juan Delgado - Todo Pasa | Vídeo

Dale ritmo al día


Aleluya | Vídeo

Cómo un árbol se transforma en papel (Sostenibilidad)

Para la fabricación de papel, la industria papelera utiliza fundamentalmente la madera, si bien buen parte de la materia prima procede de cartón y papel reciclados. Por lo tanto, para su elaboración se precisa inicialmente de bosques, fuente de celulosa, la materia prima a partir de la que se fabrica el papel.

De hecho, el papel puede definirse como un conjunto de fibras de celulosa sometidas a un complejo proceso que primero busca su conversión en pasta de papel, a partir de la que fabricarlo adoptando distintas formas finales.

Sabías que...


Mi vocación | Enlaces Pastorales

miércoles, 15 de enero de 2020

Unai Quirós nos propone “Una receta de paz”


Un año más, el cantautor malagueño Unai Quirós ha creado una nueva canción para el Día de la No Violencia y la Paz (30 de enero) y un material didáctico a disposición de todos los centros escolares y docentes. El lema de este año es “Una receta de paz”.